Críticas·Noticias·Opinión

Hagan sus apuestas

Los Goya a la vuelta de la esquina

Gala de los Oscar 28 de febrero

Pues sí amigos, si esto fuese un casino sería el momento de alzar esa mítica de “¡hagan sus apuestas!” porque los premios más importantes de nuestro Cine y los excelentísimos premios del Cine mundial nos vienen pisando los talones. Este sábado conoceremos por fin quién se alza con la victoria en casa, en una gala capitaneada por segundo año consecutivo por el tan de moda Dani Rovira, con un spot que ha empezado a parecerse al de la Lotería de Navidad, que lo has visto seguro aunque no tengas tele en casa.

El caso es que no vamos a volver a recordar la lista que ya el grueso conocemos, y que además ya avanzamos en su día en este medio, hoy vamos a profundizar en la que parece será la gran triunfadora, y ojalá que así sea. Hablamos de La novia, la película basada, que no calcada ¡ojo! con el matiz, en el clásico Bodas de Sangre de García Lorca, un tema que parece haberse puesto de moda y que está ocupando la programación destinada a charlas y a teatro.

Bien es verdad que su buen gusto para convertir los fotogramas en poesía, su estupenda fotografía, la delicia de su elenco (Inma Cuesta, Asier Etxeandia y Álex García) y una directora (Paula Ortiz) con la suerte de la que espera la Buena Nueva, parecen haber bautizado a La Novia como ‘el caballo ganador’ de los Goya

"La novia"Una apuesta diferente que por su temática y su gancho al corazón bien cumple el perfil de estos castizos premios. Aunque hay que tener en cuenta que la competencia de Truman, de Cesc Garay y A cambio de nada, de Daniel Guzman no son moco de pavo. En cualquier caso, parece que lo que la actriz andaluza Inma Cuesta toca, enamora y es que con esas raíces que se le escapan por los poros de la piel resulta muy difícil no sucumbir a sus encantos, La voz dormida, Primos o 3 bodas de más son algunos de los ejemplos que se me vienen a la mente, o Águila Roja si eres más de series. Una mujer desgarrada, perdida, confusa, refugiándose en un futuro sostenido con alambres con el único objetivo de huir de un pasado arrollador y que abrasa, creíble de principio a fin con la que empatizar resulta sencillo.

Cuidado con los detalles y, sobre todo, con no hilar fino porque yo fui con tres acompañantes y cada uno abandonó la sala con sus propias conclusiones. La música una delicia y disfrutar de la voz de los actores, sin tener que revivir El otro lado de la cama, todavía lo es más. Un aprobado alto para una directora semi novel a la que no veíamos desde 2011 con De tu ventana a la mía y a la que, muy posiblemente, veremos este sábado lucir modelito de premamá cuando suba a por su premio.

Saltamos ahora el charco y vamos a los Premios Madre, los Oscar. Esta semana llega a nuestra cartelera la gran favorita, El Renacido, película por la que espero ver a DiCaprio irse a dormir acompañado por una estatuilla de oro, ¡qué ya está bien la broma! El caso es que como no nos podemos adelantar a los acontecimientos, en lugar de ir a ver la que en estos premios parece que se llevará el gato al agua, hemos optado por ir a ver una de sus hermanas pequeñas, cuyo actor protagonista también está nominado en la categoría de Leo. Eddie Redmayne se ha convertido en La chica danesa de la película de Tom Hooper, responsable de otros grandes títulos como Los Miserables o El discurso del Rey. Aunque la película ha pasado desapercibida en los premios no lo han hecho sus dos actores, como ya hemos visto en el caso de él en la categoría de Mejor Actor y Mejor Actriz Secundaria para Alicia Vikander, un nada merecido reconocimiento en la sombra ya que de secundaria tiene más bien poco.

"la chica danesa"

En relación a esta película debatía el otro día si brillaba más él o ella. La lucha venía tras el argumento de que hacer de un personaje con alguna enfermedad, discapacidad o tendencia sexual era mucho más fácil y siempre estaba premiado. A pesar de no estar de acuerdo con mis contertulios, lo cierto es que aquí el peso de la película se reparte en un perfecto tándem donde resulta muy complicado sentenciar a quién se prefiere, si a mamá o a papá. Bien es verdad que el papel en el que se tiene que enfundar Redmayne es de órdago, pero el de Vikander no lo querría ni regalado.

Una película delicada, basada en hechos reales que conmueve y remueve sin remedio y que se ha quedado fuera de la carrera por la victoria frente a otras que, a mi parecer, no han sido gran cosa. Eddie ya tocó la gloria en la edición pasada de estos premios al conseguir la tan preciada estatuilla por su papel en La teoría del todo, con lo cual, a pesar de que la película y su actuación me han parecido una delicia, mi apuesta en la ochenta y ocho edición sigue siendo DiCaprio. Y, en cuanto a Alicia, lo de la pobre es turbio tanto en la ficción como en la realidad porque le ha tocado estar nominada con Jennifer Jason Leigh por Los odiosos ocho, Rooney Mara por Carol, otra de las que se estrenan este viernes, Kate Winslet, quien sigue demostrando al igual que Leo que hay mucha más vida después de Titanic, por Steve Jobs y Rachel McAdams por Spotlight. Así que, como se suele decir, ¡qué Dios reparta suerte!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s