Crónicas

FuegoÁrtico presenta Árboles 1.0

Una apuesta arriesgada que trata de explicar la crisis a través del teatro.

Un elenco numeroso frente a la tendencia a lo micro.

Una familia, un terreno a punto de ser expropiado, un drama, la crisis, el sur de España… Estos son los componentes que la compañía fuegoártico, con Jeremy James a la cabeza, nos presentaba el pasado fin de semana en Árboles 1.0, adaptación de El jardín de los cerezos de Antón Chéjov.

"FuegoÁrtico"Durante los días 14, 15 y 16, el público pudo asistir a la representación de esta obra en el espacio Kubik Fabrik y contemplar esta arriesgada apuesta teatral que fuegoártico está desempeñando en nuestro país. Árboles 1.0 es la primera de las cuatro obras del ciclo ARTICFIRE, enlazadas entre sí y con las que tratarán de ofrecer una explicación a la crisis económico-social en la que actualmente nos vemos inmersos.

En dicha adaptación, cambiamos los cerezos de Chéjov por los almendros de Málaga y la cultura rusa por la española. Una obra compleja formada por 12 personajes y en cuya escena colaboran 16 actores. Un ambicioso proyecto que se opone ante la tendencia a la micro escenografía que en estos momentos de crisis prolifera en nuestro país.

No obstante, si lo que esperas es una explicación didáctica teatral del por qué de este contexto histórico, te confundes de función. Árboles 1.0 es una insinuación sin fin. Cuida la forma y los detalles al extremo y sin embargo nos ofrece pinceladas inacabadas en un sentido conceptual. La imaginación del espectador juega un papel importante en la comprensión de la obra, donde, como ocurre con la filosofía, el planteamiento cobra más importancia que las posibles respuestas.

De este modo, Jeremy y los otros 22 actores que integran la compañía, se entregan en cuerpo y alma a un trabajo que quiere dar vida a la escena y volver a apostar por los amplios repartos en el teatro. Un proyecto del que actualmente no obtienen rentabilidad y que se puede decir que practican por amor al arte, en un sentido tan figurado como literal, aunque esperan tener buena acogida para que el proyecto se pueda sostener en el tiempo.

"FuegoÁrtico"

En la entrevista a James, este nos comentaba que la característica más importante que debe tener un actor es la valentía, algo que también debe tener quien libremente decide ir al teatro, aunque sea como espectador. Y qué razón tenía. Tras asistir a la representación, puedo afirmar que el público de Árboles 1.0 está jugando permanentemente a interpretar, sintiendo parte de las dudas, de la angustia y de las risas de este drama ruso a la española.

Así, si te gusta sobrexponerte, a principios de abril tendrás otra oportunidad de ver a fuegoartico en escena, pues vuelven con el segundo acto de El jardín de los cerezos, Árboles 1.1. Una vez hayan realizado la representación de estos 4 actos, por separado, de su particular jardín, se embarcarán en la segunda comedia humana del ciclo, La gaviota, también obra del escritor Anton Chéjov.

Fotografías: fuegoártico
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s